Hospital Equino

Hospital Equino

CONCORDIA

CONCORDIA

Mazulla Fotos

Clases de ritmo - clodo

Clases de ritmo - clodo

BANNER BOUTIQUE EL PIBE

BANNER BOUTIQUE EL PIBE

Fotochart

Fotochart

.

.

TODO A GANADOR

lunes, 18 de septiembre de 2017

GUIDO VILLANUEVA lleva al turf bien tatuado en la piel

Gentileza: El Verdolaga / TAG

El último 1º de septiembre en San Isidro ganó Forty Villera, entrenada en Victoria (Entre Ríos) por Guido Villanueva. La zaina venía de un buen 2º en Rosario, y respondió plenamente a las expectativas de su preparador. No sería una historia distinta a las habituales, pero la vinculación de su trainer con el mundo de los caballos y sus carreras es total.


Quizás haya otros casos similares o parecidos, pero por sus características este es difícil de empardar Villanueva –de 32 años- es, como se apuntó, cuidador de caballos. Tiene su stud en Victoria, pero a esa tarea suma otras del ámbito hípico. Rematador de apuestas en distintos hipódromos de su provincia. Organizador de carreras en diversas pistas, periodista especializado, propietario, criador, relator, y mientras aguantó el físico, jockey en sus pagos. “Correr los caballos de mi viejo era un gran compromiso para mí”, nos dice.
Inicia sus actividades bien temprano, no más allá de las 6 de la mañana. Mate amargo y Radio Victoria son sus primeros compañeros. Concluida la atención de sus pupilos, ingresa a su escritorio y organiza la actividad para el resto del día. En el haras está su padrillo Carnaval Moro –“un caballo excepcional, manso, noble, puro corazón”-, un notable ligero que llenó de admiración a la grey burrera entrerriana. Controla los servicios del pampa, confirma la preñez de las yeguas –algunas de su propiedad- y en este tiempo primaveral, ayuda a las hembras parturientas. Y deja para la tarde sus otras tareas profesionales.
Prolijo estudio de la reunión en la que será rematador, analizando las posibilidades de cada competidor y ese natural rating que es la subasta en base a las cualidades de cada caballo. Más de una vez relata las pruebas entre remate y remate. Es que narrar los desarrollos de las carreras de caballos es tanto un hábito como una necesidad. Ahí brinda Villanueva otra faceta de sus conocimientos. Organizar reuniones es una inquietud más. No solamente las propias jornadas, sino también la colaboración con colegas del ramo.
Conforman su biblioteca, libros que refieren a la historia de la hípica Argentina, a la de Ente Ríos en particular con sus grandes leyendas, además de todo material relativo a crianza, genética y desarrollo de los hipódromos en los países más adelantados y exóticos en la materia.
Su total vinculación con el turf lo hace hombre de permanente consulta, y siempre tiene respuestas correctas ante la inquietud planteada. Pocas veces cuenta con un domingo libre, y esas son las oportunidades en que se convierte en aficionado, sin dejar detalle de observar observe durante la reunión. Además esas son las jornadas donde muestra otras de sus virtudes, pues se luce como parrillero, ganándose los merecidos aplausos para el asador.
Guido Villanueva también es Starter, de gateras y de cintas. Y su hijo de 3 años se llama Altair…
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

No hay comentarios:

Publicar un comentario